UGT espera que la Consejería siga las recomendaciones estatales para el curso 2022/23 en materia de prevención frente a la Covid 19 en centros educativos

El reciente comunicado de la Consejería de Educación aplazando la implantación del incremento horario de Educación Física en Educación Secundaria Obligatoria hasta el siguiente curso, 2022/23, siguiendo las recomendaciones de la Conferencia conjunta de Educación y Sanidad para el curso 2021/22 en materia de prevención, higiene y promoción de la salud frente a la COVID-19 en los centros educativos, a la espera de una mejor evolución de la situación epidemiológica, es comprensible para el Sector de Enseñanza de UGT de Madrid, siempre y cuando dichas medidas se cumplan en su totalidad y supongan la continuidad de las medidas establecidas durante el presente curso, 2020/21, como ha indicado en su comunicado la propia Consejería.

“El Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud, en coordinación con la Conferencia Sectorial de Educación, en relación con las actuaciones coordinadas en salud pública frente al Covid-19 para centros educativos durante el curso 2021-2022, en su reunión del día 2 de junio de 2021, incide de igual forma en la continuidad de las medidas de prevención higiénico-sanitarias adoptadas en el curso 2020-2021,” indica el citado comunicado, y añade que afecta al mantenimiento de las medidas citadas en el curso 2021/22 y afecta de forma ineludible a la organización de los centros docentes. 

Por todo ello, UGT espera y exige, que la Administración mantenga las ratios, los desdobles y las plantillas de 2020/21, aumentando estas últimas para la atención adecuada a los grupos que han seguido enseñanzas semipresenciales durante el presente curso y entre los que se haya producido un aumento de la brecha académica, digital y social, garantizando las condiciones de seguridad y de protección de la salud de la comunidad educativa frente a la pandemia.