SUSPENSIÓN DE ACTIVIDAD EDUCATIVA PRESENCIAL LOS DÍAS 11 Y 12 DE ENERO A CONSECUENCIA DE LA OLA DE FRIO.

UGT solicitó ya el jueves 7 de enero, la suspensión de presencialidad educativa a causa de las condiciones climatológicas que se preveían y para las que la Consejería no había previsto medida alguna, salvo el encendido de calefacciones durante el fin de semana. Por ello, presentamos un escrito a las Viceconsejeras en el que exigíamos que se tomasen las medidas adecuadas para garantizar las condiciones térmicas y de salud que garantizasen las condiciones de salud e higiénicas de toda la comunidad educativa y de los trabajadores y trabajadoras de los centros educativos, que son de su competencia como responsable del sector.

La climatización de los centros es una demanda de UGT desde hace años. Actuación que la Administración educativa debía haber abordado hace tiempo. A las dificultades climatológicas que se producen todos los cursos ha venido a sumarse la derivada del covid-19, que exige la ventilación de las aulas y la puesta en marcha de sistemas de ventilación que no se han llevado a cabo. En estas circunstancias, la presencialidad en las aulas puede y va a dar lugar a numerosas afecciones, derivadas de la exposición a corrientes de aire y bajas temperaturas que, sin duda, van a agravar la situación que se está viviendo en los centros de salud y hospitales de la Región.

UGT avisó de que esta situación se produciría en caso de no tomarse las medidas oportunas y por ello exigió a la Consejería que garantizase poder realizar la labor docente con unas condiciones térmicas adecuadas, incidiendo sobre la desinfección de las instalaciones y si fuese necesario reduciendo el aforo de las aulas mientras dure la situación, en el convencimiento de que es inexcusable que nos pongamos a trabajar de forma inmediata en virtud de conseguir los objetivos marcados y en el caso de que estos no se puedan asegurar instamos a la Consejería de Educación a que no comiencen las clases hasta que se puedan asegurar unas condiciones adecuadas.

La realidad se ha impuesto y la Consejería ha tenido que suspender las actividades educativas presenciales para los días 11 y 12. Actuación ésta que, a juicio de UGT, no va a poder resolver el problema para la apertura de los centros el día 13, dadas las especiales condiciones de transporte, movilidad y acceso a los centros, por lo que esperamos que dicte nuevas instrucciones al respecto. Y recordamos que de no poner los medios adecuados para la climatización de los centros, esta situación volverá a repetirse.

A continuación podéis acceder a la carta remitida por UGT  a las Viceconsejeras, así como las instrucciones dictadas por las Direcciones Generales de Educación Concertada, Becas y Ayudas al Estudio y la de Educación Secundaria, Formación Profesional y Régimen Especial.