CCOO, CSIT UNIÓN PROFESIONAL y UGT SE SUMAN A LAS MOVILIZACIONES CONVOCADAS EN LA SANIDAD PUBLICA, DE TODO EL ESTADO, LOS DIAS 13, 20 Y 29 DE OCTUBRE

Dada la situación epidemiológica que se da en nuestra Comunidad Autónoma, apoyan la convocatoria de la movilización en el territorio nacional, pero NO REALIZARÁN LA CONCENTRACION PREVISTA PARA EL PROXIMO 13 DE OCTUBRE en los Centros de Atención Primaria de la Comunidad de Madrid.  

Tenemos sobrados motivos para movilizarnos ante la reiterada posición de maltrato, de distanciamiento patente y de menosprecio de la Administración Sanitaria madrileña hacia sus profesionales durante toda la crisis sanitaria, y ante la falta de soluciones a todos los problemas repetidamente denunciados.

Sin embargo, ante el nuevo estado de alarma decretado en la comunidad de Madrid y dada la situación actual de la pandemia, los tres sindicatos con más representación de la Mesa Sectorial de Sanidad de Madrid, CCOO, CSIT UNIÓN PROFESIONAL y UGT, hemos tomado la decisión de posponer la concentración del lunes día 13 de octubre en los Centros de Atención Primaria.

La responsabilidad con la salud de todos nuestros compañeros y de los ciudadanos de Madrid no nos dejan otra posibilidad, pero seguimos denunciando la enorme irresponsabilidad del gobierno de la Comunidad de Madrid, que sigue sin poner los recursos humanos y materiales necesarios para atajar con eficacia esta situación y que sigue desgastando a los profesionales de la sanidad pública en la Comunidad de Madrid.

Seguiremos pendientes de la situación sanitaria y de momento mantendremos el calendario de movilizaciones, para los días 20 de octubre en el H. Ramón y Cajal y el 29 de octubre ante el Ministerio de Sanidad.

Porque esta pandemia ha puesto de manifiesto las carencias de nuestro Sistema Sanitario, y más concretamente en Atención Primaria, la primera línea de lucha contra la Covid-19, que está colapsada por la actual presión asistencial,  la escasez de personal y una deficiente gestión por parte de la Administración, con unos profesionales desbordados y una ciudadanía que se siente en muchos casos abandonada a su suerte.

Ante esta situación creemos que es imprescindible:

Incrementar la financiación en el Sistema Sanitario Público, hasta alcanzar el 7,2% del PIB, y con ello, aumentar el gasto en Atención Primaria hasta situarlo en el 25% del total. La Atención Primaria requiere de una inversión tanto en personal como en medios tecnológicos, para poder dar una atención adecuada a la población,