Alarma por el cierre de camas hospitalarias: Verano 2019

Nuevamente en 2019, con la excusa de la llegada del periodo estival, la administración sanitaria reduce drásticamente el número de camas hospitalarias a disposición de los ciudadanos madrileños. Esta maniobra, recurrente año tras año y denunciada por UGT insistentemente, pone en peligro la salud de los ciudadanos de nuestra comunidad y la propia de los trabajadores de la sanidad por la sobre carga que conlleva el menor número de camas, que obliga a una atención forzada en el tiempo y en el límite de las garantías de calidad.

El cierre de cientos de camas en los hospitales del SERMAS, que se pretende fundamentar en el verano, es por sistema mantenido y forzado frente a una demanda asistencial que lo evidencia como insostenible, hasta bien entrado el otoño o incluso el invierno cuando las epidemias de gripe y bronquiolitis hacen su aparición.

Esta situación produce una reducción sistemática año a año del número de camas disponibles en los centros hospitalarios, cada año el balance final es inferior al inicial antes del cierre estival. La Consejería de Sanidad elimina, poco a poco, el presupuesto destinado a la atención sanitaria pública y disminuye los empleos y puestos de trabajo públicos, ante una población que está en continuo incremento.

UGT exige unas políticas sanitarias responsables que aseguren una asistencia de calidad desde la prestación por un servicio público, desde la gestión a la prestación por empleados públicos, como garantía de la calidad que nuestros ciudadanos se merecen.

No es cierto que con la llegada del verano la demanda asistencial disminuya hasta los límites que pretender justificar el cierre de camas. Las enfermedades, las patologías, los accidentes no toman vacaciones, no tenemos epidemia de gripe pero se suceden las olas de calor, los ciudadanos y pacientes más vulnerables se encuentran con una limitación de recursos que hace aumentar listas de espera diagnósticas y quirúrgicas innecesariamente al provocar un efecto embudo ante a falta de camas hospitalarias.

UGT exige de nuevo la eliminación de la medida de cierre de camas estival y el mantenimiento de la actividad de los centros al 100 % en todas las épocas del año.