El Presidente de la CM cierra la negociación de la OPE de maestros antes de que empiece

El Presidente de la Comunidad ha hecho público el número de plazas para el proceso selectivo de 2019, cifrada en 3.500 para Maestros y 500 para cátedras de Secundaria, sin acuerdo con los representantes de los docentes, vendiéndola como una oferta mágica y milagrosa jamás vista.

Mientras el Sr. Garrido hacía estas declaraciones, las organizaciones sindicales recibíamos la convocatoria de Mesa Sectorial para el próximo miércoles, día 6 de febrero cuyo punto del Orden del día es la oferta de empleo público de 2019, es decir, las oposiciones del Cuerpo de Maestros que se llevarán a cabo durante el verano. Con este gesto, está desautorizando y deslegitimando tanto a los representantes de la Consejería de Educación como de los docentes a la preceptiva negociación que, supuestamente, debería llevarse a cabo el próximo miércoles. UGT considera que estas declaraciones, pretenden confundir a la ciudadanía y suponen un desprecio al proceso negociador, garante del sistema democrático, puesto que no ha existido una intención de acuerdo por parte de la Consejería de Educación e Investigación, lo que es, cuanto menos, preocupante.

El Sector de la Enseñanza de UGT Madrid considera insuficiente la Oferta de Empleo Público Docente en nuestra Comunidad, porque:

  • No recupera los puestos de trabajo suprimidos desde 2011.
  • No rebaja la tasa de interinidad al 8%.
  • No hace frente a las necesidades de la escuela pública madrileña.

Los gobiernos regionales, en cumplimiento del Acuerdo Estatal de Estabilización de Empleo, tienen la obligación de publicar el número de plazas necesario para reducir la tasa de interinidad al 8% antes del 2.022, además de cumplir con la tasa de reposición establecida para el Sector de Enseñanza en un 108%. En un territorio como Madrid, donde la tasa de interinidad ronda el 22%, difícilmente podremos alcanzar el objetivo de estabilización.

Por otro lado, la Comunidad de Madrid tiene el compromiso de cumplir su propio Acuerdo Sectorial de enero de 2018, que recoge un incremento de los cupos y las plantillas de los centros educativos públicos en 2.800 docentes.

UGT considera que esta oferta no revierte los recortes en recursos humanos efectuados por los gobiernos estatal y autonómico que, según manifestaba la Comunidad de Madrid, se encontraba desde el año 2015 en niveles previos a 2007. Recortes que han llevado a cabo los consecutivos gobiernos de su partido, el único que ha gobernado en la región desde que se produjeron las transferencias en materia educativa, en julio de 1.999. Lo que demuestra que la Educación no es una prioridad para el Gobierno del Partido Popular en la Comunidad de Madrid.