Por unos servicios públicos libres de LGTBIfobia

lgtfobiaLaura lleva horas despierta esperando el momento de partir hacia la escuela. Anoche estuvo preparando su falda, la camiseta que le gusta y las gomas para las coletas. No es un día cualquiera, es el primer día de curso después del verano. Han pasado muchas cosas estos dos meses y está expectante por contárselo al resto de la clase. Por eso, nada más atravesar la verja, suelta la mano de su madre y echa a correr hacia la fila donde la reciben con alegría. Tiene siete años, y ha dejado atrás el nombre de Carlos, con el que no se identificaba. Para Laura hoy comienza la oportunidad de vivir su sexo sentido. Para todo el colegio, la oportunidad de ampliar la capacidad de comprender la
complejidad de los seres humanos y aprender a convivir desde el respeto a la diversidad.

Ver más…