Delegados y delegadas de UGT reivindican la devolución de nuestros derechos en el acto de entrega de medallas por servicios prestados

P1040682El 17 de febrero se llevó a cabo otra entrega de distinciones al mérito profesional, para aquellos trabajadores y trabajadoras que llevan prestando 30 años de servicio en esta administración pública. En esta ocasión la entrega correspondió al personal del Instituto Madrileño de la Familia y el Menor.

Delegados y delegadas de UGT aprovecharon la ocasión que esta entrega les brindaba, para dirigirse al Gobierno Regional, que en mayo del pasado año decidió crear estas distinciones, y así pedir que nos devuelvan los derechos que nos han usurpado en estos últimos años, entre ellos nuestros días “canosos”, que suponían un reconocimiento real a una dilatada experiencia trabajando para garantizar un servicio público de calidad a la ciudadanía.

Bien rechazando la distinción o bien aprovechando el acto de entrega para hacer llegar una carta al Gobierno Regional, nuestros delegados y delegadas están alzando la voz para decirles a nuestros gobernantes que no hay mejor reconocimiento que la devolución de  nuestros derechos.

Como bien conocéis, UGT viene denunciando la falta de contenido de estas distinciones, que no conllevan ningún reconocimiento ni de días ni económicos, como sucede en otras administraciones. Por el momento solo están sirviendo para dar publicidad a nuestros políticos, a los mismos que con una mano nos dan palmaditas en el hombro mientras que con la otra mano nos recortan derechos y desprestigian nuestra profesionalidad y los servicios públicos para los que trabajamos (ver enlace).

Por último, un merecido agradecimiento a quienes, al igual que nuestros delegados y delegadas de UGT, están aprovechando su distinción para esta noble tarea de luchar por nuestros derechos, los derechos de todos los trabajadores y trabajadoras. En este enlace y a modo de ejemplo, podéis leer la carta que nuestro compañero Alberto Sánchez entregó en mano en el acto del IMFM (ver carta). Compañeras, compañeros, muchas gracias por ceder vuestro momento para convertirlo en un acto reivindicativo. Tened presente siempre nuestro compromiso de que la UGT no descansará hasta que recuperemos todos y cada uno de nuestros derechos perdidos.