Acceso al Cuerpo de Bomberos de la Comunidad de Madrid

La Justicia anima a la Comunidad de Madrid a avanzar en acciones positivas y eliminar las discriminaciones en las pruebas

Satellite_gifEn octubre del pasado año, la Federación de Empleadas y Empleados de los Servicios Públicos de UGT de Madrid presentó una demanda contencioso-administrativa contra la convocatoria de oposiciones al cuerpo de bomberos, considerando que el diseño de las pruebas físicas y los mínimos elegidos para superarlas, idénticos para hombres y mujeres, suponían una discriminación para las mujeres en el acceso al empleo público, y por tanto un incumplimiento de la Ley Orgánica de Igualdad Efectiva entre Hombres y Mujeres.

La sentencia recién conocida, ha desestimado la demanda presentada por UGT, pues el juez ha entendido que estando nuestra demanda bien argumentada, no presenta un análisis específico y concreto de las marcas y mínimos, necesario para que quedara demostrada la discriminación. Y por tanto, ha optado por el principio de unidad jurisdiccional, aplicando otra anterior sentencia desestimatoria del T.S.J de Madrid, sobre la convocatoria de oposiciones a Bomberos del Ayuntamiento de Madrid.

Para UGT es imprescindible garantizar la calidad del servicio público, y por eso el Sindicato Profesional de Bomberos de la FeSP- UGT está demandando desde hace año que se defina y se diseñe de una vez por todas un perfil de bombero y sus necesidades, y con él unas pruebas físicas y teóricas que sean escrupulosamente adaptadas a esas necesidades y que además no caigan en discriminaciones como así ordena nuestro ordenamiento jurídico. Cuando esto sea un hecho, mejorará significativamente la calidad y prestación del servicio, es cuestión de tiempo que todos y todas lo comprobemos, y lo apreciemos, tanto desde el punto de vista de la ciudadanía como desde los propios compañeros bomberos y bomberas.

Sería una torpeza de la administración el celebrar esta sentencia, pues a pesar de su resultado, la propia sentencia al final de la misma reconoce la pretensión de UGT y dice que “sería deseable que las bases (…) establecieran pruebas físicas diferentes a las exigidas en las ahora enjuiciadas, o mantuviesen las mismas pruebas pero estableciendo marcas mínimas menos exigentes o incluso marcas distintas para aspirantes hombres y mujeres”.

Es hora de que el Gobierno de Cifuentes asuma su responsabilidad con el cumplimiento efectivo de las leyes y remueva cualquier discriminación, directa o indirecta, que dificulte o impida el acceso de las mujeres al empleo público. Recientemente el Consejero de Presidencia, Justicia y Portavocía del Gobierno, en la reunión de presentación de la nueva Agencia de Seguridad y Emergencias 112, manifestó el compromiso de su Gobierno con la lucha por la igualdad en sus políticas y actuaciones al frente de la administración. Desde UGT celebramos estas palabras y esperamos que recuerden este compromiso cuando negociemos las bases para las próximas oposiciones al cuerpo de bomberos.